15 de noviembre de 2006
5:48 p.m.

Frase Célebre (No. 12)

Aléguele a Octav
"Los unicos libros que leo son los del colegio y eso por que me toca"

Perfil de una chica en internet.

6 Comments:

  At 8:26 p.m. Blogger Dreamy said:

jajaja no se si reir o llorar

  At 1:01 a.m. Blogger Nacaru said:

Miren en lo que paró el concurso de creación de blogs en el que estabamos participando, increíble. Con los personajes que conformaban el jurado !
Resultados en nuestro blog http://miraalmundo.blogspot.com/

  At 2:23 a.m. Anonymous Anónimo said:

Pues todos, aténganse a las consecuencias, porque les guste o no leer, es y va a ser mucho lo que le toca leer a uno en la vida.
Claro que en el colegio poco importa. Con que no leas está bien, igual pasarás... o alguien tiene argumentos para decir lo contrario?

  At 8:12 a.m. Blogger Octav said:

dreamy: las dos, escoje tu el orden, pero yo diría que primero reir y después llorar

Nacaru: Ya les respondí en su blog

Bogota35mm: Pues no es que toque o no, esa no debería ser la motivación para leer. Hay un desprecio por la lectura y eso es lo preocupante.

  At 1:02 p.m. Blogger Asmodeo said:

yo siempre he creido que el desprecio a la lectura, mas en esas etapa de la vida (colegio), se da a causa de las pesimas selecciones que hacen los profesores del material que le dan a leer a sus alumnos.
Por ejemplo, yo en algun momento odie leer, y todo porque en 3 de primaria mi ilustre profesira decidio que "el viejo y el mar" era el libro que debiamos leer, digame alguien a que niño de 7u 8 años le interesa la historia de un viejo q esta pescando, solo, y muy aburrido en el mar, y que su unica diversion es ver a los peces voladores pasar junto a su patetica balsa...cuando a esa edad uno es toda energia y actividad!!!

  At 11:34 p.m. Blogger Octav said:

Asmodeo: Si, recuerdo un libro, "Los adioses" de Juan Carlos Onetti, que por un tiempo me hizo odiar la literatura latinoamericana. Tenés razón en parte, pero creo que hay más factores que juegan allí, entre los que está la formación en casa.