13 de enero de 2008
5:48 p.m.

Un paisa en Santiago

Aléguele a Galo
Es poco lo que puedo decir de esta ciudad puesto que solamente estuve un día gracias a las conexiones aéreas. Antes de empezar a pedirme fotos lean el inicio del post anterior para que sepan por qué no hay. De entrada se nota el progreso por donde uno va, definitivamente Chile es un país con un nivel de vida muy superior al promedio latinoamericano. Las vías son excelentes, la autopista subterránea permite hacer parques en la superficie y al mismo tiempo solucionar de forma eficiente el problema de movilidad vehicular. El metro es bastante rápido y eficiente, aunque es bastante sucio y tiene un olor muy desagradable, huele como una bodega donde guardan mariscos o algo así, lo peor de todo es que el olor se pega en la piel. Hay mucha inconformidad por el sistema Transantiago, similar al Transmilenio de Bogotá, parecido hasta en los problemas: Sobrecupo e inseguridad. Esto se le ha vuelto un dolor de cabeza a las autoridades de la ciudad y al ex presidente Ricardo Lagos.

Algo que me impactó del centro de Santiago es que se mezclan edificios modernos e históricos en el mismo sitio. Cerca al Palacio de La Moneda está la Torre Entel, una de las más modernas del continente. Pude ver el cambio de guardia en La Moneda, aunque me impresionó la habilidad para manejar las armas de los participantes me pareció un poco monótono el espectáculo. Otra cosa que me dejó pensando fue ver el busto de Salvador Allende en la Plaza de la Constitución -plaza donde se encuentra La Moneda-, no dice por ningún lado cuándo lo instalaron ni quién lo instaló, tampoco encontré a alguien que lo supiera. En general nadie quiere hablar de Allende o Pinochet, es un tema que parece vedado para los chilenos.

La red de pasajes peatonales que comienza en el pasaje Ahumada es gigantesca y desemboca en la Plaza de Armas, el único lugar del cono sur donde se sintió en algo la navidad. Por todo lado se ven locales de Falabella, tiendas grandes, pequeñas, bancos, entre otro tipo de negocios. Parece que fueran los dueños del país.

Los chilenos me parecieron bastante amables, incluso cuando uno les pregunta por una dirección lo acompañan hasta allá, hubo una niña que caminó conmigo hasta el pasaje Ahumada aún cuando ella iba en dirección contraria, realmente impresionante. Eso sí, es poco lo que hablan de su ciudad o su país, prefieren preguntar acerca de Colombia y de qué está haciendo uno allá. Lo que sí me dijeron es que todo el progreso que han alcanzado se debe a que sin importar el gobernante de turno hay continuidad en las políticas que se implementan, lo cual demuestra cierto grado de madurez en ese sentido. Quedó entre mis planes volver y conocer bien la ciudad y el país, claro, ya depende del tiempo y la plata que tenga para realizar este plan, pero con lo poco que vi me queda claro que Chile es un ejemplo en muchos aspectos de cómo se deben realizar las cosas.

4 Comments:

  At 7:43 p.m. OpenID Patton said:

A mi de Chile me impresiona su clase política. Se preocupa por la gente, trabaja y es honesta como en ningun otro país de latinoamérica. Mire no más (en el area de tecnología) las iniciativas de regulación de banda ancha, internet para todos y otros.

  At 2:22 p.m. Blogger Galo said:

patton
Chile es un gran país y se nota que ha sido muy bien manejado en los últimos años. Es poco lo que conozco acerca de las iniciativas en telecomunicaciones e Internet en Chile, solamente sé que es uno de los países con mayor cobertura, pero desconozco los detalles, ahí me queda una tarea para hacer. Saludos.
uno d elos paises que más tengo ganas de conocer en suramerica (cuando haga mi soñado viaje mochilero de punta a punta) es chile. tengo muy buenas referencias y a punta de imágenes que me han mostrado grandes amigos acá que provienen de santiago he quedado con muchas ganas de ir.

ojala pronto pueda contar mi viaje por alla.

un saludo.

  At 8:40 p.m. Blogger Galo said:

alejandroangel
Como dije anteriormente, lo de Santiago fue apenas un abrebocas, espero poder ir a Chile algún día y quedarme varios días. Si vos vas primero me contás cómo te va. Saludos.